La persea americana es popularmente conocida como palta o aguacate, es una fruta tropical rica en grasas esenciales, vitaminas E, A, B1, B2, B3, proteínas, antioxidantes y minerales. A pesar de sus increíbles beneficios para la salud es un alimento del que no debemos abusar por su alto aporte calórico y graso, aunque sí es muy recomendable su uso diario para la hidratación de las pieles más secas. Pocos conocen las cualidades de la semilla  de aguacate y a menudo es desechada, siendo ésta una de las que más propiedades medicinales aporta, en comparación al resto de frutas.

La semilla de aguacate no sólo es utilizada en la gastronomía, también es usada en medicina para tratar problemas de piel, dolores musculares y de articulación.

El 70% de los aminoácidos se encuentran en el hueso del aguacate.

Los aminoácidos sirven de estimulo a las síntesis de proteínas musculares y disminuyen el desgaste tras realizar deporte. También, durante la actividad física actúan como sustrato energético, facilitando las contracciones musculares, retrasando el proceso de fatiga en ejercicios de alto rendimiento y estimulando la producción de insulina, en pequeñas cantidades.

Beneficios de consumir la semilla de aguacate

Las propiedades medicinales de la semilla de aguacate son muchas y de diversa índole, estas son las más destacadas:

  1. Previene enfermedades cardiovasculares. Debido a los aminoácidos, que ayudan a controlar el exceso de colesterol y triglicéridos, así como enfermedades de tipo coronarias.
  2. Previene el envejecimiento celular, gracias a sus propiedades antioxidantes.
  3. Combate enfermedades y sube las defensas por sus cualidades antibacterianas y antifúngicas.
  4. Estimulante y revitalizante. Ayuda a combatir el cansancio y el agotamiento.
  5. Alivia dolores en las articulaciones y musculares, para ello aplicar sobre la zona afectada.
  6. Recomendable para evitar sufrir crisis en personas con epilepsia.
  7. Quema grasa. La semilla de aguacate contiene al igual que la fruta, fibra y potentes principios quema grasas. Es decir, ayuda tanto a favorecer el tránsito intestinal como a perder peso.
  8. Astringente, tratamiento para inflamaciones intestinales y diarreicas.
  9. Sube la libido, por sus propiedades afrodisíacas.
  10. Elimina los granos. Bastará con aplicar la semilla sobre el forúnculo para hacerlo madurar y secar con mayor velocidad.
  11. Sirve como regulador de los trastornos producidos por la tiroides. Su uso diario estimula la producción de hormonas.
  12. Efecto rejuvenecedor que propicia la producción de colágeno en la piel. Ingerir o aplicar sobre la zona deseada.
  13. Tratar el asma, utilizar la semilla sólo como complemento medicinal nunca como sustituto.
  14. Es anticancerígeno. Se relaciona con una disminución de las probabilidades del crecimiento y desarrollo de células cancerígenas y tumores. Aunque por ahora las pruebas sólo han sido realizadas en roedores, estudios científicos prevén que pueda ser compatible con el ser humano.
  15.  Antiflamatorio. Elimina el dolor e inflamación en pacientes que sufren de artritis, colitis y/o gastritis.
  16.  Beneficios para la salud capilar. Soluciona problemas capilares como la caspa, deshidratación y rotura de puntas. Gracias a su grasa natural el cabello recupera su elasticidad y brillo fácilmente.

¿Cómo obtener los beneficios del hueso de aguacate?

Dejar secar la semilla de aguacate al sol durante varios días hasta que endurezca y pierda humedad. Utilizar un rallador para convertir la semilla en polvo. Se puede añadir en alimentos, aplicar directamente sobre la piel o incluso incorporarlo en mascarillas y aceites.

 

Share.

About Author

Redactor invitado