¿Alguna vez te has preguntado si los esmaltes de uñas pueden ser dañinos para tu salud?

Desgraciadamente existen ciertos componentes en los pintauñas que pueden resultar muy peligros, reciben el nombre de “trío tóxico” formado por: Formaldehído, Tolueno y Ftalatos.

¿Cómo pueden afectar a mi salud? ¿No debo pintarme las uñas?

Tóxicos en los esmaltes de uñas | Consecuencias

Existen varios componentes que pueden dañar seriamente nuestra salud, pero hay 3 en especial con los que debes tener mucho cuidado.

Formaldehído: de los tres elementos sin duda es el más peligroso. Dicho por la OMS (Organización Mundial de la Salud) e IARC (Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer). Según varios factores determinan que existen pruebas más que evidente para poder relacionar esta sustancia con la aparición de ciertos tipos de cáncer.

Sus efectos a corto plazo son muy conocidos. Cuando se encuentra en el aire (a niveles superiores de 0,1 ppm) muchos individuos presentan síntomas como:

  • Sensación de ardor en la nariz, ojos y garganta
  • Molestias en la respiración
  • Irritación en la piel y nauseas
  • Ojos lloros.

Pero, ¿y a largo plazo?

En personas con una alta exposición, los resultados de las encuestas indican que tiene un mayor riesgo a padecer leucemia o cáncer de cerebro.

Tolueno o metilbenceno: no sólo puede dañar las uñas, es un compuesto químico que al inhalarlo puede causar somnolencia, dolor de garganta, cabeza, vértigos, pérdidas del conocimiento e incluso daños en el sistema nervioso; aplicado directamente sobre la piel puede provocar sequedad, quemazón e irritación. Según el INSHT.

La Agencia Europea de Químicos (ECHA) se inclina y propone su limitación a fin de aminorar los riesgos, principalmente cuando el tolueno se encuentra en el entorno de trabajo (centros estéticos o fábricas).

Ftalato de dibutilo (DBP): suele usarse como endurecedor de uñas, además de ser un componente presente en materiales plásticos, juguetes, detergentes, fármacos, esmaltes de uñas y diversos cosméticos. 
Se relaciona con problemas de fertilidad y desarrollo, aunque a día de hoy no se ha podido demostrar al 100%.

Cómo elegir un esmaltes de uñas sin tóxicos

Por suerte, muchas marcas están concienciadas con la protección del planeta y la salud de sus clientes y ofrecen esmaltes de uñas libres del trío tóxico. Para saber si lo son, deberás de fijarte que en la etiqueta ponga “3-Free”.

Aunque el trío tóxico no es el único problema en los esmaltes de uñas, también existen otros componentes de los cuales podrás librarte con productos como los “4-Free” y “5-Free”. A mayor número, menos químicos peligrosos encontrarás en el esmalte de uñas.

4-Free

No contiene el trío tóxico ni resinas de formaldehido.

Las resinas de formaldehido sirve para endurecer, dar brillo, durabilidad y mayor adherencia de la pintura a las uñas. En diversas listas aparece como tóxico y puede generar alergia.

5-Free 

Significa, esmalte de uñas libre de las cuatro sustancias anteriores y del alcanfor.

El alcanfor es un producto altamente inflamable, es un sólido incoloro a blanco cristalino con un olor parecido a la naftalina. Se usa en la fabricación de plásticos, pinturas y lacas de uñas; en repelente de polillas; fármacos y esencias artificiales.

Al respirarlo puede irritar la nariz, la garganta y causar nauseas. Si nos exponemos de forma continua podríamos padecer: mareos, dolores de cabeza y en grandes cantidades resulta venenoso, afectando al sistema nervioso y riñón.

Ya sabes que productos debes evitar en tu esmalte de uñas. Comparte y ayuda a todas tus amigas o familiares.

Share.

About Author

Directora de marketing y Graduada en Publicidad y RRPP. Concienciada con la tierra y la salud. Está al día en remedios naturales, hábitos de vida saludables y el bienestar.

Leave A Reply