¿Sabías qué las enfermedades alérgicas se conocen desde tiempos anteriores a nuestra era?

Hipócrates (460-377 a.C.) ya describió los síntomas del asma. En el Renacimiento se deja constancia de la rinitis alérgica (Botello, 1565), aunque no fue hasta el año 1874 cuando Blackkey demostró el papel esencial de las gramíneas en la rinitis alérgica. En 1906, von Pirquet acuñó el vocablo alergia, que significa otra forma de reaccionar.

El incremento de los procesos alérgicos en las últimas décadas está alcanzando dimensiones epidémicas. En este artículo te explicamos como la fitoterapia de la Amazonia nos puede ayudar a prevenir estos procesos.

Cuando llega la primavera y con la polinización de plantas y árboles, es cuando las alergias aparecen. Estas promueven una serie de síntomas variables de una persona a otra, pero en definitiva bastante molestos: los procesos alérgicos.

Las alergias son respuestas del sistema inmune cuando entra en contacto con determinadas sustancias denominadas alérgenos.

Entre los más frecuentes están los ácaros del polvo, el polen y los pelos de animales: perros, gatos y caballos. En la primera fase contamos con los anticuerpos para su eliminación, los cuáles se unen a células específicas para encontrar a los agentes alérgenos. A parte de los alérgenos, existen otros factores que pueden alterar, predisponer o modificar la respuesta biológica de pacientes alérgicos: el contacto prematuro con sustancias químicas, biológicas (vacunas), medicamentosas, alimentarias o electromagnéticas son o pueden ser factores desencadenantes.

Características de la alergia

  • Según la Sociedad Española de Alergología e Inmunidad Clínica, el 21.6% de la población adulta española sufre algún tipo de proceso alérgico. Por cada 100 hombres con alergia al polen, hay 80 mujeres que la padecen.
  • El 80% de los asmáticos tienen una base alérgica y su prevalencia es más alta en niños que en niñas.
  • Respuesta inflamatoria: las molestias típicas en las reacciones alérgicas se producen a partir de la respuesta inmunológica y la consecuente reacción inflamatoria.
  • Durante los procesos alérgicos, nuestras defensas producen una clase de anticuerpos: la proteína Inmunoglobulina E (IgE). Esta varia dependiendo del tipo de alérgeno que ha entrado en el organismo. La IgE interpreta que hay una agresión y envía señales de alarma para que entren en acción sustancias químicas inflamatorias: las citoquinas, las histaminas y los leucotrienos. Estas son las que originan la inflamación y producen los síntomas en procesos alérgicos: lagrimeo, picor de ojos y garganta, estornudos, migrañas, molestias en la piel.

El resultado afecta a las mucosas de las vías respiratorias (rinitis alérgica) o a la mucosa bronquial (bronquitis, asma, etc) o problemas oculares, dermatológicos o digestivos.

  • La aparición de mucosidad debe considerarse como una señal de congestión o saturación del sistema linfático provocado por alimentos mal digeridos y que han atravesado la barrera intestinal. Estos residuos metabólicos mal digeridos se alojan en las mucosas. Al alterar su permeabilidad, se abren los poros a sustancias en suspensión aérea que actúan como alérgenos y penetran en el organismo.

Alergias y alimentación

Verduras de temporada: una vez más debemos adaptarnos a la alimentación de la temporada para obtener de ésta el máximo de nutrientes que nos ayuden a una buena adaptación a la estación primaveral.

Productos lácteos: pacientes con rinitis, conjuntivitis y bronquitis alérgicas mejoran ostensiblemente su proceso alérgico suprimiendo parcial o totalmente los productos lácteos de su dieta.

Ademas la fitoterapia Amazónica nos ofrece 3 productos muy interesantes para abordar las alergias tanto a nivel de prevención como en la mejoría de los síntomas y el proceso alérgico en general:

Vitamina C

Como antihistamínico natural, la Vitamina C favorece la degradación de la histamina. Este efecto es ampliado gracias a la concentración de quercitina que tiene, la cual impide la degradación de neutrófilos y basófilos, evitando así la formación de más histamina.

La Acerola es una de las frutas con mas Vitamina C biodisponible, por eso recomendamos su toma, idealmente entre 70 mg y 100 mg al día por adultos. Conoce mejor la Acerola y sus beneficios, aquí.

Urucum

Por aquellos que sufren alergias cada año, recomendamos la toma de la Bixa Orellana (Urucum) por su acción directa sobre las mucosas. Este semilla nativa de la Amazonia estimula el crecimiento de las células mucosecretoras en el tejido epitelial y aumenta la síntesis de mucoproteínas. De esta forma se consigue una película protectora que aumenta la resistencia ante infecciones.

La Carqueja

Además, conviene realizar una activación hepática para favorecer la eliminación de histamina y obtener una reducción sintomática o prevenir la aparición de los signos característicos. Los fitocompuestos de la planta Baccharis Trimera (la Carqueja) activan la detoxificación hepática favoreciendo una correcta función del hígado; actividad colerética, regenerando el hepatocito y apoyando en la producción de sales biliares y actividad diurética. Por eso recomendamos su toma de 1g al día.

¿Antihistamínico natural o químico?

Hoy con la abundancia que hay de productos, existen varias alternativas naturales al antihistamínico químico. A principio del sigo, tenía sentido escoger una Vitamina C de síntesis (ácido ascórbico) debido a la escasez de la oferta y la importancia de la Vitamina C para el organismo.

Hoy en día y en un mundo globalizado a la búsqueda del lo más económico, la mayoría de la Vitamina C de síntesis esta extraído del sirope de Mais importado de China. Tal vez tratado con solventes como la acetona, acido sulfúrico o hidróxido de sodio para extraer el acido ascórbico.

Por eso siempre preferiremos alternativas naturales, algo más caras pero que nos ofrece más biodisponibilidad, un resultado mas completo y sin efectos secundarios. Si puede tener al menos un sello ecológico mejor; nos aseguramos que estén cosechados de manera sostenible.

Share.

About Author

Investigador en fitoterapia y terapias Naturales. Viaja desde 2004 a la Amazonia para descubrir, buscar y divulgar el uso de remedios naturales.

Leave A Reply